Coches hibridos
Motor

Coches híbridos: Una alternativa para darle mejor uso a la energía

Aunque sea físicamente imposible, el uso de vehículos convencionales (con motores de combustión interna) ocasiona una gran pérdida de energía. En este caso cuando hablamos de pérdida nos referimos a: cuando frenamos la energía cinética se convierte en calor en los discos, también el sonido del motor, el rozamiento mecánico, la resistencia aerodinámica, entre otros, derivando que, del combustible adicionado a la máquina, solo se aproveche en un porcentaje menor a la mitad. En este sentido, los coches híbridos (mitad de combustión, mitad eléctrico) intentan minimizar esta pérdida, de forma que se aproveche mejor la energía. Si aún no sabes cómo funcionan estos vehículos, aquí te lo contamos.

Componentes del sistema híbrido

Para poder cumplir con su condición de híbrido y tener un buen desenvolvimiento, este tipo de vehículos deben mantener ciertos componentes comunes.

Motor térmico

Estos normalmente necesitan el uso de combustibles como gasolina, diésel, gas o biocombustible. Tiene escasa cilindrada en relación con un modelo equivalente de coche convencional, primando el par máximo sobre la potencia.

Motor Hibrido

Motor eléctrico

En un modelo híbrido en el que puede encontrarse más de uno de estos motores, estando siempre conectados a la transmisión o al empuje directo de las ruedas, siendo el caso de motores como los in-wheel o dentro de la rueda. Su sonido es relativamente nulo y proporcionan casi todo el par en un sistema muy bajo de revoluciones.

Generador

Se trata de una función de recuperación de energía y no una pieza como tal. Normalmente, el motor eléctrico realiza esta función cuando no se encuentra empujando. Permite recuperar en las frenadas, retenciones y aceleraciones la energía cuando el motor térmico conceda potencia excesiva.

Baterías

Su composición usual es de:

Plomo – ácido (Pb). Níquel – metal híbrido (NiMh). Níquel – Cadmio (NiCd). Ión litio.

Se ubican o almacenan en la parte trasera (siendo este un sitio normal, sin ser restrictivo), añadiéndole al coche, peso. Para su correcto funcionamiento, necesita de un sistema de refrigeración y van aparte de la batería de 12V. No necesita ningún tipo de revisión o tratamiento por parte del usuario.

Bateria Coches Hibridos

Sistema de gestión

Para que un coche híbrido sea eficiente, este debe ser gestionado por un sistema de múltiples sensores, que le permita decidir qué combinación es la más indicada para el funcionamiento del vehículo durante cada periodo. Este sistema se encuentra en los coches sin importar si son manuales o automáticos.

¿Cómo ahorra energía el coche híbrido?

Como ya hemos indicado anteriormente, este sistema permite ahorra energía, haciendo que el funcionamiento sea mucho más eficaz. Algunos de los puntos donde estos vehículos favorecen el ahorro son:

Arranque parado. Facilitando el movimiento aun cuando el motor térmico no se encuentre preparado. Aceleración. Reduciendo el trabajo del motor térmico. Frenado. Al ser baja la potencia del frenado, el generador ofrece la resistencia necesaria para realizarla, convirtiendo el movimiento en electricidad y recargando las baterías. Si se requiere de mayor potencia, el frenado será el convencional. Detención. Al detenerse el vehículo entra en etapa de descanso. No emite ruido, ni gases, ni malgasta energía.

Conclusión

Sin dudas, un vehículo híbrido es la mejor opción si lo que deseas es dejar de despilfarrar energía y aminorar los gastos de combustible. Un gran sistema que te permite la libertad de ir a donde quieras, sin preocuparte por el gasto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *