Fibra optica en Espana
Tecnología

Un vistazo al desarrollo de la fibra óptica en España

La sociedad española siempre se ha encontrado interesada en mantenerse a la vanguardia de las nuevas tecnologías y la fibra óptica es solo una muestra de ello.

Al igual que los antiguos romanos crearon un sistema de tuberías hace unos 2000 años atrás para transportar el agua de un sitio a otro, la sociedad moderna ha creado su propio sistema de “tuberías” hechas de fibra óptica para transportar distintos tipos de información -entre los que se encuentran llamadas, correos electrónicos, páginas web y más- desde y hasta cualquier rincón de este mundo en tan solo cuestión de segundos.

Pero, ¿qué es la fibra óptica?

El ser humano ya está acostumbrado a ver la información viajar de múltiples maneras. Al hablar por teléfono, un cable lleva el sonido desde su emisión hasta el enchufe en la pared, donde otro cable lo lleva hasta un teléfono local. Los teléfonos móviles, por su parte, funcionan un poco diferente: envían y reciben información utilizando un sistema de ondas radiales invisibles, lo cual llamamos inalámbrico porque no utiliza cables.

Fibra optica

La fibra óptica hace su trabajo codificando la información y enviándola a través de un destello de luz por medio de una tubería que tiene hilos de vidrio o plástico sumamente finos. Como la luz es el medio más veloz que conocemos por ahora, puede transportar muchos tipos de información a una velocidad de 300.000 Km/s. Esto garantiza poder llegar a cualquier rincón del planeta de forma fácil y rápida.

Los comienzos de la fibra óptica

Inicialmente esta tecnología fue desarrollada para que los doctores pudieran ver a través de los endoscopios el interior del ser humano sin hacer laparoscopias, pero en los años 60, los ingenieros encontraron la forma de utilizar la misma tecnología para transmitir llamadas telefónicas a la velocidad de la luz.

Sin embargo, en España se exprimió el par de cobre al máximo y no fue sino hasta el 2005 que se realizaron las pruebas piloto para instalar el nuevo sistema tecnológico. La competencia forzó a las empresas telefónicas a dotar a sus clientes de banda ancha, por lo que la localidad madrileña de Pozuelo de Alarcón fue la primera en hacer las pruebas con FTTH y en recibir un aproximado de 50 Mbps de bajada.

Desarrollo a partir de la competencia

No fue sino hasta el 2008 que la red se empezó a extender a Barcelona, así como a las poblaciones asturianas -gracias a la red Asturcón, una red de financiación pública- y se comenzó a comercializar abiertamente este tipo de conexiones en el país. Como consecuencia, las redes más avanzadas podían ofrecer velocidades de conexión con 100 Mbps.

A partir del 2012 -y contra todo pronóstico- se empezaron a desarrollar las instalaciones de fibra óptica en el hogar, como sustitución de los cables de cobre que en principio llegaban hasta la casa  Y para el año 2016, España contaba con 29,5 millones de accesos a la fibra óptica desde el hogar, lo que sumaba más accesos que las cuatro economías más grandes de Europa en conjunto y la gran mayoría del mundo, únicamente con las excepciones de Corea del Sur y Japón.

La fibra óptica en la actualidad y el futuro no muy lejano

Hasta el momento, el 65% de los hogares -y sigue sumando- tienen acceso a esta tecnología en toda España y la expansión sigue en aumento. De hecho, las estadísticas muestran que entre los años 2020 y 2022 la totalidad del país o el punto más álgido al que es posible llegar -exceptuando por las poblaciones extremadamente pequeñas donde simplemente no es rentable mantener el servicio- van a contratar fibra en Yoigo y otras empresas que proveen fibra óptica directamente en el hogar..

De igual modo, se puede ver que las redes móviles de última generación ya han llegado a sus topes teóricos, puesto que las empresas proveedoras de servicios móviles reportan tener números superiores al 90%.

Esto significa que la mayoría de la población tendrá mayor acceso a las redes avanzadas de fibra óptica que proveerán 5G, así como las nuevas tecnologías, dentro de las que destacas los dispositivos que forman parte del Internet de las Cosas y los coches robotizados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *